Este viernes 27 de abril, el mundo entero celebra la unión de corea del Norte y Corea del Sur, y con este acto se espera una nueva época de paz entre estas naciones.

Los líderes de estas naciones, Kim Jong-un y Moon Jae-in se han comprometido a trabajar en al permanente desnuclearización de la península y así terminar con el armisticio que se vivía entre las naciones desde 1953, las Coreas están en busca de la paz y es posible que también se trate este tema con estados Unidos y China.

Este acontecimiento sin duda se ha convertido un nuevo hecho histórico que sirve de gran ejemplo de valor para la política mundial, está reunión fue planeada con varios meses de anticipación y una vez que ya se ha dado este primer paso por lo que se espera ver que ambas naciones continúen con las promesas hechas durante esta reunión.

Algunos de los puntos que se acordaron en la declaración conjunta entre Kim y Moon son:

  • Un fin a “las actividades hostiles” entre las dos naciones.
  • Cambiar la Zona Desmilitarizada que divide la península en una “zona de paz”, en la cual cesarán sus transmisiones de propaganda.
  • Una reducción de armas en la región que dependerá de la atenuación de la tensión militar.
  • Ejercer presión para realizar conversaciones tripartitas en las que participen Estados Unidos y China.
  • Organizar una reunión de las familias que quedaron divididas por la guerra.
  • Conectar y modernizar las vías de ferrocarril y carreteras a través de la frontera.
  • Continuar la participación conjunta en eventos deportivos, incluidos los Juegos Olímpicos de Asia de este año.